Sabiduría Antigua, Respuestas Modernas

August 2012Monthly Archives

El Mes de Virgo: Revelar nuestro potencial

Bienvenido al mes de Virgo, un mes poderoso en el cual el universo nos presenta la oportunidad para expandir nuestra visión espiritual y para acercarnos a revelar nuestro potencial. Para lograr esto, es importante que tengamos la conciencia sobre la necesidad de cambio ya que, por supuesto, no podemos cambiar si no estamos conscientes que existe algo que cambiar.

Así que comencemos preguntándonos a nosotros mismos: ¿hemos estado en una situación o en una relación en la cual, a pesar de todos nuestros esfuerzos al contrario, pareciera que todo lo que hacemos es encontrar cosas que están mal?

Esta es la energía de Virgo. Las personas nacidas bajo el signo de Virgo tienden a tener un ojo crítico y son capaces de notar los detalles mínimos. Buscan la perfección en todo, desde el estilo y el vestir hasta en la vida laboral. A menudo, puede ser difícil para un Virgo aceptar y apreciar la forma en que las cosas son porque tienen un deseo constante para que todo a su alrededor sea más y más perfecto. El problema es que cuando buscamos la perfección, es común que obtengamos lo imperfecto.

Por ende, una de las pistas para este mes es aprender a aceptar y ser agradecido con aquello que recibimos y recordar en dónde yace la única perfección. Tal perfección no se encuentra en el cuerpo humano. Hemos sido creados como seres humanos, no como ángeles. El Creador es el Único que puede producir la perfección.

La segunda pista para este mes es encontrar el balance en la vida entre el marco completo y los detalles. Cómo mencioné anteriormente, los Virgos pueden quedar atrapados muy fácilmente en los detalles. Pero no son sólo los Virgos; esto puede ocurrirnos a todos nosotros. Estamos tan enfocados en las pequeñeces que olvidamos las cosas importantes a nuestro alrededor. Sin embargo, lo que podemos hacer en este mes es utilizar esta energía de orientación hacia el detalle para ayudarnos a apreciar el poder y la bondad de los aspectos de nuestras vidas aparentemente insignificantes en vez de utilizarla para ver las imperfecciones y lo molesto.

Considera esto: para cada pequeño y casi imperceptible suceso en la vida, puede haber una enorme ramificación. Por ejemplo, cuando un niño es concebido, su forma al momento de concepción es mínima, incluso imposible de ver a simple vista. Y sin embargo, de esta pequeña interacción florece una nueva forma de vida. O por ejemplo, podemos sembrar una pequeña semilla en el suelo, y de esa semilla puede crecer un gran roble o un gigantesco árbol secuoya.

Moisés escogió la montaña más pequeña, el Monte Sinaí, para revelar el más grande poder en el mundo a través de las Dos Tablas. De manera similar, a pesar de que parezcamos criaturas mínimas en un vasto universo, tenemos la habilidad, a través de nuestra transformación espiritual, de cambiar el mundo. ¿Por qué? Porque existe un efecto dominó. El compartir, los pequeños actos de bondad, la conciencia de que existe una película más grande: todo esto son aspectos que nos ayudan a nosotros y al mundo. Del mismo modo, sin embargo, la falta de sinceridad, las dificultades, la falta de habilidad de ver el amplio espectro a nuestro alrededor o aceptar las palabras de los amigos son cosas que nos hieren al final del día.

Así que vamos a conectar con la película completa en este mes y trabaja para ver lo bueno en los detalles. Hablando en términos espirituales, nuestro trabajo puede ser muy simple. Si escogemos ir a lo bueno y a lo positivo, entonces es ahí donde permaneceremos. No podemos recibir sin compartir, y no podemos estar plenos sin salir de nosotros mismos.

LOS 30 DÍAS DE ELUL, Domingo 26 de agosto

Sal de tu zona de confort siendo extra paciente y amoroso con cada persona que encuentres.

Todo – Del 26 de agosto al 1 de septiembre de 2012

 Todos nosotros tenemos cosas que realmente deseamos en la vida. No me refiero a las cosas frívolas que pensamos que queremos. Hablo de nuestros deseos reales; el sueño único de nuestra alma. Los deseos de la vida que buscamos realizar y por los que, con esperanza, trabajamos todos los días.

¿Cuáles son esas cosas para ti? ¿Qué pides cuando rezas?

Cuando viajo a Israel, visito las tumbas de los kabbalistas y rezo por tanta gente como me es posible. Tengo una lista muy larga de aquellos que me han contactado pidiéndome que rece por sus familias, sus amigos o por ellos mismos. Algunos se encuentran sin empleo y buscan uno, mientras que otros esperan encontrar un esposo o una esposa. Están aquellos que necesitan dinero para mantener un techo sobre sus cabezas, y alguien que está tan deprimido que sólo quiere poder salir de la cama en la mañana. Cuando rezo por ellos, no sólo pido que tengan esas cosas, sino que reciban mucho más.

No sólo le pido al Creador que le encuentre un esposo a mi amiga. Pido que ella encuentre su alma gemela. Pido que el soldado que sufre de depresión no sólo salga de la cama mañana en la mañana, sino que cada día se despierte con un renovado sentido de fascinación, apreciación y maravilla por el mundo como aquella que sienten los niños. Pido que la niña hambrienta no sólo sea alimentada, sino que crezca para ser rica en todas las áreas de su vida.

Después de todo, ¡Estamos hablando del Creador! ¿Por qué limitar nuestros deseos para conformarnos por algo menos que todo?

De hecho, es un gran truco del Oponente hacernos creer que sólo nos merecemos lo mínimo. ¡Es más probable que alguien sin empleo busque cualquiera en lugar de buscar el empleo de sus sueños! Cuando no tenemos nada, estamos dispuestos a conformarnos con cualquier cosa. E irónicamente, éstas son exactamente las áreas en las que estamos destinados a tener mucho más.

Estamos destinados a tenerlo todo.

Tú sabes lo que dicen: “Apunta alto”.

Bueno, hay otro dicho que reza que si apuntas al Cielo, obtienes las estrellas.

Si deseamos cosas más grandes y permanecemos inquebrantables en nuestro trabajo espiritual de transformación, creo en que podemos tenerlo todo.

Vamos a aumentar los vatios en nuestros deseos y comencemos a hacer lo que sea necesario para encender la Luz que estamos destinados a manifestar en el mundo.

Todo lo mejor,

Yehuda

 

Secuencia de los 72 Nombres conectada a esta semana

Mis ojos y mi corazón permanecen enfocados en la meta final en todo momento. ¡Despierto la persistencia y la pasión para nunca –y eso significa nunca– conformarme con menos!

LOS 30 DÍAS DE ELUL, Sábado 25 de agosto

Piensa en una persona de tu pasado a la que lastimaste y pídele perdón. Si ya no tienes acceso a la persona, debido a la distancia o porque ha muerto, medita en su perdón

Hoy es el día más importante

Todos tienen un número específico de oportunidades para cambiar que fueron entregadas desde arriba. Cuando se terminan, una encarnación adicional es requerida para corregir lo que es necesario.

Aprecia el gran mérito que tienes este día para aprender.
Yehuda Berg

Rosh Hashana

Lectura recomendada.

http://kabbalahenespanol.com/secretos-del-rosh-hashana/

LOS 30 DÍAS DE ELUL, Viernes 24 de agosto

¿Te gustaría saber cuál es el antídoto contra la depresión, la infelicidad y la insatisfacción? Apreciación.

Cuando estás ocupado viendo lo bueno que otros han hecho por ti, tu atención deja de enfocarse en lo que no tienes. Y deberías saber que tu instinto natural es ver lo malo, así que mantener la apreciación es una lucha constante. ¿Cuáles son algunas de las cosas por las que te sientes agradecido en la vida?

Yo soy la causa

Cuando comienzas a notar tus pensamientos a nivel de la semilla, el siguiente paso para transformar tu realidad es recordarte a ti mismo: yo soy la causa. Yo puedo cambiar el pensamiento, yo puedo detener la voz que me dice que las cosas están mal. Yo puedo decidir que las cosas están bien.

Escucha la voz en tu cabeza. ¿Qué te está diciendo durante todo el día? Si no te gusta, entonces detenlo. Tú decides qué piensas.

Tú eres la causa.
Yehuda Berg

LOS 30 DÍAS DE ELUL, Jueves 23 de agosto

Toma nota de una mejoría que alguien cercano a ti ha realizado y hazle saber que has notado el cambio.

Planta la semilla nuevamente

Cada vez que nos encontramos en modo reactivo, usualmente percibimos nuestras emociones reactivas. Pero para transformar nuestra reactividad, tenemos que ver el pensamiento que la causa.

De la misma forma en la que un árbol tiene cuatro niveles básicos de manifestación (semilla, tronco, ramas y frutos) nosotros atravesamos cuatro niveles en nuestra realidad. La semilla corresponde a la conciencia, esa voz de bajo perfil; el tronco corresponde a los sentimientos y las emociones; las ramas corresponden a las acciones; y los frutos representan nuestra realidad.

Aunque tratemos de apagar nuestras emociones reactivas, si no cambiamos nuestra conciencia al detener esos pensamientos, a nivel de la semilla, entonces no estamos cambiando realmente nuestra naturaleza reactiva.
Yehuda Berg