Sabiduría Antigua, Respuestas Modernas

Desarrollar la intuición – Jueves, 21 de febrero de 2013

Muchas veces los estudiantes me preguntan: “¿Cómo podemos desarrollar nuestra intuición?”. Hablando en términos prácticos, desarrollar la intuición requiere que comencemos a escuchar más de lo que hablamos o respondemos.

Digamos que, por ejemplo, un amigo se nos acerca con una pregunta, si queremos responderle de manera intuitiva en lugar de hacerlo desde nuestro ego, existen algunos pasos que seguir:
Observar a la persona e intentar sacarnos a nosotros mismos de la situación.
Escuchar. Tratar de tener empatía. Sentir de dónde viene la otra persona, y luego responder.
Generalmente, cuando llegamos a la espiritualidad nos colocamos en la posición de mentor o maestro. Comenzamos a pensar que lo sabemos todo cuando se trata de cómo otros deberían comportarse o de qué deberían hacer los demás con sus vidas. Pero eso no es intuición; eso proviene del Ego. Sólo podemos ser un modelo de las herramientas espirituales y la sabiduría que estamos aprendiendo. Mientras las personas ven el cambio en nosotros, pueden entonces escoger realizar los cambios ellos también.

La intuición es algo que crece si se lo permitimos. Normalmente, las personas que tienen más intuición son aquellas que están menos envueltas en ellos mismos. Esto se debe a que, para permitir a la intuición crecer, tenemos que abrazar nuestra naturaleza interna, y esto significa que necesitamos salir de nuestras preocupaciones personales, nuestros temores y nuestras intenciones ocultas.

Muchas veces pensamos en lo que creemos que otros quieren que pensemos, reaccionamos a las cosas de la manera en que pensamos que otros quieren que reaccionemos o hacemos cosas que parecen correctas al momento de satisfacer a otras personas a nuestro alrededor. Sin embargo, cuando trabajamos en el nivel intuitivo lo hacemos de una forma muy diferente. No sólo trabajamos desde el Chakra de la Corona, sino que también permitimos que la energía sea digerida a través de todo nuestro cuerpo. Nos estamos permitiendo operar desde nuestra propia naturaleza en lugar de operar desde fuerzas externas tales como quién piensa qué o quién le importa. Mientras más podamos hacer esto, entonces absolutamente nos volveremos más intuitivos.

Desde mi propia experiencia, cuando me reúno o hablo con alguien, mi trabajo es encontrar en dónde se encuentran. Para lograrlo, necesito tener empatía. Esto requiere que me salga de la película para poder identificarme con la persona. Es sólo en este punto que tal vez puedo sentir lo que falta y ver si existe una manera de ayudar.

Ansío escuchar de ti y continuar creciendo a tu lado en este camino, y espero que si te gustó este escrito, por favor lo compartas con un amigo.

Con amor
Karen

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *