Sabiduría Antigua, Respuestas Modernas

May 2013Monthly Archives

Transformar nuestro infortunio en fortuna

Cuando el infortunio llega a nuestra puerta ¿por qué sentir pánico, estrés o preocupación cuando podríamos escoger emocionarnos por la oportunidad que se nos otorga?

El infortunio no es algo malo si nos motiva a cambiar. Cualquier dolor, cualquier carencia o negatividad es una señal roja intermitente de que algo está mal. Al encontrar lo que está mal (no sólo en el exterior, sino en el interior) podemos corregirlo y recibir abundancia de bien.

Podemos tomar nuestros desastres y transformarlos en algo bueno, pero en realidad depende de nosotros.
Yehuda Berg

Si no cambiamos

Tengo dos noticias, una mala y una buena.

La mala noticia es que si no cambiamos, las cosas no se quedarán iguales simplemente, quizás empeorarán.

La buena noticia es que siempre podemos cambiar.

El universo nos envía señales cada vez más fuertes para despertar hasta que nos damos cuenta de la necesidad de transformación personal.

Nos conviene más cambiar de manera proactiva en lugar de esperar a que el desastre ocurra.
Yehuda Berg

Cambia tu destino – Del 19 al 25 de mayo de 2013

¿Alguna vez has notado la cantidad de historias de la Biblia que tratan sobre oportunidades perdidas? Muchas figuras bíblicas tuvieron la oportunidad de hacer el bien en este mundo para terminar con el dolor y el sufrimiento para los demás y traer Luz a la oscuridad, pero todavía estamos aquí.

En la actualidad, nuestras vidas son como historias bíblicas. Tenemos innumerables incidentes de los cuales reconocemos algunos y otros no. Incidentes en los que podríamos infundir mucho bien si tan sólo hiciéramos las cosas de manera diferente. Cuántas veces hemos mirado hacia atrás y dicho: “¿por qué hice eso? ¡Yo sé que no está bien!”. Algunos velos opacaron nuestra visión y no pudimos ver la verdadera realidad en el momento. Por cada momento en el que tuvimos visión 20/20 hay cientos en los cuales nunca pudimos ver el panorama completo.

Sin embargo, sólo porque hemos perdido oportunidades en el pasado, no significa que la vida deba seguir este camino. No estamos destinados a reproducir los mismos finales infelices que la vida ha repetido por generaciones. De hecho, hay buenas noticias: una luz al final del túnel.

La buena noticia es que siempre podemos cambiar.

¡Tenemos el poder de cambiarlo todo! Las cosas no tienen que permanecer iguales. Pero si queremos que las cosas sean diferentes, tenemos que ser diferentes. Tenemos que hacer un compromiso para dejar de perder las oportunidades y comenzar a sujetarlas con fuerza.

Existe una energía esta semana que puede asistirnos para sacar ventaja de todo lo que el universo ha dispuesto delante de nosotros. En lugar de sentirnos frustrados y victimizados perpetuamente por las dificultades de la vida, podemos decidir abrir y cambiar nuestra conciencia. Podemos dejar de ver las dificultades como bloques en el camino y comenzar a verlas como el propio camino hacia una gran existencia. Podemos comenzar a enfrentar nuestros desafíos con la frente en alto en lugar de escondernos. Podemos ver las dudas como nuestras oportunidades para construir más certeza. Podemos dejar de sentir que las personas están dispuestas a hacernos daño y verlas como una ayuda para que lleguemos a donde estamos destinados a llegar. Podemos correr (no caminar, sino correr) fuera de nuestra zona de comodidad, apresurándonos a tomar mejores decisiones y a seleccionar mejores destinos en los que más milagros existan.

Todo lo que se requiere es comenzar el día de hoy.

Cambia tu conciencia y tus acciones cambiarán.

Cambia tus acciones y tu destino cambiará.

Todo lo mejor,

Yehuda

 

Secuencia de los 72 Nombres conectada a esta semana

Con este Nombre, lograré nada menos que una transformación completa de las situaciones negativas en oportunidades positivas y bendiciones.

El maná me llueve del cielo.

La vida comienza a tener cualquier sabor que mi alma desee o imagine.

Todo lo que podamos

Generalmente hacemos menos de lo que deberíamos hasta que somos obligados a hacer todo lo que podamos.

A veces no nos preocupamos por nuestros cuerpos hasta que sufrimos un susto con nuestra salud, o no cuidamos nuestras finanzas hasta que estamos en rojo. Peor aún, a veces no nos cuidamos los unos a los otros hasta que es demasiado tarde.

La naturaleza proactiva y el cuidado pueden ayudarnos a sortear esos momentos de sequía en nuestras vidas, preparando el camino para que crezca pasto más verde en nuestro futuro.
Yehuda Berg

RECIBIR LOS OBSEQUIOS QUE NOS FUERON ENTREGADOS EN SHAVUOT

Como se explica en muchos de los escritos de los kabbalistas, Shabat Nasó es un Shabat muy significativo. Está la explicación usual en el Zóhar para la porción de esta semana pero también hay algo único: la revelación de lo que es llamado Idrá Rabá, o La Gran Asamblea.

El Zóhar explica diferentes secretos y entendimientos de las secciones en la Torá, pero todos los secretos que están revelados en el Zóhar están dentro de la Idrá Rabá.

Así que, ¿Por qué la Idrá Rabá es revelada en este Shabat?

La interrogante comienza a abrir nuestro entendimiento sobre el maravilloso regalo único de Shavuot que antecede este Shabat.

¿Cuáles son los secretos que el Zóhar revela? La respuesta regresa a la enseñanza básica de Rav Áshlag quien dice que el propósito de nuestro trabajo espiritual es comenzar a probar y sentir la Luz del Creador con todos nuestros sentidos; el poder y el obsequio de la noche de Shavuot es que el mundo entero recibe la oportunidad de tener el mérito de este nivel del cual Rav Áshlag habló.

Rav Áshlag explica que si la gran revelación al mundo de lo que llamamos Los diez mandamientos, o el nivel del Árbol de la vida (el nivel de Bila HaMavet LaNetzaj) hubiese ocurrido sólo en la mañana de Shavuot, no habría alcanzado su propósito, porque antes de que el nivel de Bila HaMavet LaNétzaj, la remoción de la muerte para siempre, pueda ser revelada, las personas primero deben recibir la habilidad para sentirla, apreciarla y conectar con ella.

Si, por ejemplo, le dieras a un niño el más hermoso diamante en el mundo, no significaría nada ya que éste no comprende su valor. Para él, es otro pedazo de vidrio. Probablemente estaría más feliz con un trozo de pastel. Lo mismo es verdad para Shavuot. Si el nivel de Bila HaMavet LaNétzaj (el nivel del Árbol de la vida) es revelado pero no tenemos la habilidad para saborearlo o sentirlo, entonces es como si no se nos diera nada.

Así que tenemos que entender lo que se nos ha entregado para poder manifestarlo, y lo que nos fue otorgado en la noche de Shavuot fue la habilidad de verdaderamente saborear y sentir la Luz del Creador. Entonces en la mañana de Shavuot se nos otorga la Luz. Si simplemente se nos otorgase la Luz del Árbol de la vida en la mañana de Shavuot sin recibir la habilidad para sentirla, manifestarla o saborearla, entonces no tendría sentido.

Ahora podemos volver a hablar acerca de los secretos que son revelados. Los secretos sobre los cuales habla el Zóhar no son información, más bien se están refiriendo al sabor de la Luz. La información puede ser dada en cualquier momento, pero no significa nada para nosotros si no podemos verdaderamente tomar de ella la Luz que contiene.

Así que, ahora que comprendemos lo que se nos otorgó y lo que significa cuando hablamos de la revelación de secretos, podemos entender por qué la Idrá Rabá, la gran revelación de Rav Shimón bar Yojái, fue dada en este Shabat, porque es el Shabat del año en el que somos capaces de conectar con estos secretos. Cuando Rav Shimón bar Yojái dice que es tiempo de revelar los secretos, no se refiere a que es tiempo de revelar información que quizás no conocíamos previamente, más bien se refiere a que ahora nosotros, el mundo, puede saborear estos secretos.

Compartiré contigo algo que es un poco personal. Hace algunos años atrás, cuando estábamos en Israel, fui donde Rav Áshlag, hice mi conexión y le pedí un mensaje. Pero todo lo que podía ver eran unos cabellos y no lo entendía. Continué cerrando mis ojos mientras pedía poder ver y aún así lo que veía era cabellos. Eran como los cabellos de una barba y pensé: es la barba de Rav Áshlag y está tratando de decirme algo, y continué con mis ojos cerrados intentando ver el resto de su rostro. Pensé: tal vez va a decirme algo. Pero nada ocurrió, excepto que cada vez que cerraba mis ojos veía estos cabellos.
Así que, sabía que había algo allí, pero por alguna razón yo no tenía el mérito para recibir toda la revelación. El tiempo pasó y llegamos a la noche de Shavuot. Comencé a leer la Idrá Rabá y de repente me di cuenta que dentro estaba una discusión completa sobre los mundos superiores y también lo que se conoce como Las 13 correcciones de la barba, la barba superior… Y reconocí que lo que Rav Áshlag me estaba enseñando en su tumba fue una conexión a estas 13 correcciones de lo que se conoce como la barba superior, como se explica y revela en la Idrá Rabá.

La razón por la que comparto esto es que pienso que es importante que todos elevemos nuestro nivel de deseo y nuestras expectativas sobre nosotros mismos, ya que no hay duda en mi mente de que si elevamos nuestra conciencia lo suficiente y esperamos más de nosotros, entonces podremos recibir en este Shabat el obsequio que fue entregado en Shavuot.

Si pudiéramos ver los grandes obsequios que se nos conceden y lo poco que hacemos para recibirlos, no podríamos manejarlo. Necesitamos tener la claridad de que estos obsequios fueron entregados a nosotros en Shavuot y no podemos permitir que permanezcan sin ser recibidos.

Éstas son las puertas que se abren en Shabat Nasó.
Michael Berg

Sé positivo

Ser una persona positiva no es sólo algo bueno, es de hecho una protección.

La conciencia positiva crea realidades positivas. Cuando vemos lo bueno en todo y en todos (incluyendo lo bueno en nosotros mismos) podemos comenzar a aceptar lo bueno que está a nuestro alrededor.

Mientras más estemos conectados con la fuerza de la positividad, menos negatividad podrá tocarnos.
Yehuda Berg

Prerrequisito para tenerlo todo

Existe un prerrequisito para alcanzar todas nuestras metas y hacer realidad todos nuestros sueños: no podemos aceptar menos.

Algunas veces llenamos nuestro vacío con cosas que no son lo que realmente queremos. Quizás aceptamos la carrera que es más fácil y segura para nosotros en lugar de tomar el riesgo y realizar el trabajo duro para crear el negocio que realmente queremos para nosotros mismos, o llenamos nuestra soledad con personas que realmente no son buenas para nosotros.

Para poder tenerlo todo debemos dejar de conformarnos con menos.
Yehuda Berg

Verdaderos amigos

Giramos en torno a nuestras relaciones con aquellos que nos hacen sentir bien, pero a veces necesitamos amor del rudo, o un empujón en la dirección correcta para llegar al siguiente nivel de éxito. 

Los verdaderos amigos no sólo te hacen sentir bien sobre ti mismos. Ellos te desafían a volverte el mejor

Yehuda Berg

Fíngelo hasta que lo logres

¿Sabías que podemos tomar prestado algo bueno de la mejor versión de nosotros mismos antes de que ésta se manifieste?

Imagina cómo manejaría tu rutina diaria la persona que realmente quieres ser y luego ¡sé así! Con la práctica, aquellos comportamientos mejorados se volverán como una segunda naturaleza para nosotros.

Puedes fingirlo hasta que lo logres porque aquello a lo que le damos energía se convierte en nuestro destino.
Yehuda Berg

El verdadero trabajo espiritual

Cuando llegamos a estudiar espiritualidad por primera vez, usualmente lo hacemos con la intención de ayudarnos a nosotros mismos. Deseamos convertirnos en mejores personas viviendo mejores vidas. Queremos tener menos pensamientos negativos, menos actitud enjuiciadora y pocas relaciones tóxicas.

Pero en algún punto, un verdadero estudiante se da cuenta de que la Kabbalah no se trata sobre la autoayuda. Se trata sobre ayudar a otros. Mejorar nuestras propias vidas es el único resultado de ser un canal más grande para mejorar las vidas de otros.

El verdadero trabajo espiritual es cuidar la elevación espiritual del mundo entero.
Yehuda Berg