Sabiduría Antigua, Respuestas Modernas

¿Que es Pesaj ?

FUERA DE EGIPTO

En el corazón de la espiritualidad está la batalla para superar el dominio de la mente del ego. Kabbalísticamente, hay ventanas de oportunidad que nos ayudan a separarnos del ego, a ver la vida sin la interferencia normal de una conciencia limitada. Mirar a través de estas ventanas nos ayuda a dar grandes pasos en nuestro crecimiento personal. Estas ventanas son semanales (el Shabat), mensuales (la Nueva Luna) y anuales (las festividades).

Kabbalísticamente, estos son días especiales para salir del mundo físico y entrar en el mundo espiritual. Si no los tuviéramos, el mundo sería demasiado para que pudiésemos manejarlo. Necesitamos estas conexiones espirituales para que nos den el poder de forjarnos un dichoso e inmortal destino.
Pésaj es el único momento del año en que tenemos la llave para arrancar nuestros sistemas de creencias defectuosos, las formas de pensar robóticas de nuestro ego que nos impiden alcanzar nuestro verdadero potencial. En Pésaj se trata de salir de la oscuridad de nuestra esclavitud de las cosas, las ideas y las personas que nos impiden avanzar.

Tradicionalmente, esta esclavitud ha sido representada como un trabajo brutalmente duro realizado bajo los azotes de un látigo y con mucha sangre, sudor y lágrimas. Sin embargo, los antiguos kabbalistas revelaron algunos datos interesantes que han sido mayormente ignorados por los tradicionalistas.

En un sentido literal, la historia de Pésaj nos dice que los Israelitas estuvieron esclavizados en Egipto durante 400 años. Eran esclavos e hijos de esclavos, cautivos del despiadado Faraón, gobernador de Egipto.

Entonces apareció un gran líder llamado Moisés. Al llevar a cabo la misión que Dios le encomendó, Moisés obtuvo la libertad para su pueblo. Luego los guió en un largo y duro viaje, incluyendo el famoso episodio del Mar Rojo. Finalmente llegaron al Monte Sinaí, donde tenían una cita con el destino. La zarza ardiente y la Biblia, el libro que merece realmente el apelativo de “bestseller”.

Pero esta es la parte interesante: es un hecho conocido que cuando los Israelitas finalmente probaron la libertad por primera vez en siglos, empezaron a quejarse y lamentarse por el calor y la sequedad del desierto. ¡Incluso le rogaron a Moisés que los llevara de vuelta a Egipto!

¿Debemos creer que los Israelitas estaban bastante bien en Egipto?

¿Era la vida en el desierto peor que la esclavitud en Egipto?

Algo no cuadra. La historia literal no tiene ningún sentido. ¿Por qué, año tras año, se supone que debemos volver a contar esta cuestionable historia en la festividad conocida como Pésaj?

ROMPIENDO EL CÓDIGO

El Arí reveló que la historia bíblica, por completo, es un código.

Egipto es una palabra en código que se refiere al ego humano. Egipto es una metáfora para la incesante naturaleza reactiva y egoísta del ser humano. Egipto es cualquier aspecto de nuestra naturaleza que nos controla.

Es la relación amo-esclavo más antigua de la Creación y adopta distintas formas. Estamos:

  • Aprisionados por los aspectos de nuestra existencia material basados en el ego.
  • Esclavizados por nuestros caprichos reactivos y nuestros deseos egocéntricos.
  • Dominados por nuestros impulsos temerarios.
  • Cautivos de nuestras carreras profesionales, trabajos y relaciones superficiales.
  • Prisioneros de las percepciones que los demás tienen sobre nosotros.
  • Encarcelados por la necesidad de nuestro ego de ser aceptado por los demás.
  • Presos de nuestra constante necesidad de superar y eclipsar a nuestros amigos.

Nuestro ego es nuestro verdadero director, y es tan bueno haciendo su trabajo que la mayoría de nosotros no nos damos cuenta de que estamos esclavizados.

RESPONSABILIDAD

Mientras fueron esclavos en Egipto, los Israelitas no fueron responsables de sus propias vidas. De esa forma podían seguir siendo víctimas. Si cualquier caos les acontecía, no aceptaban ninguna culpa. Es mucho más fácil ser una víctima –un esclavo– que aceptar la responsabilidad de las dificultades de la vida.

Este enfoque de víctima fue la verdadera esclavitud en Egipto. El éxodo los llevó hacia la verdadera libertad y el control sobre su propio destino. Pero con la libertad viene la responsabilidad, y esta era una perspectiva incómoda. Este es el significado espiritual detrás de sus repentinas quejas y de su deseo de volver a Egipto. Para los Israelitas era mucho más fácil ser esclavos y víctimas, y culpar de todo a los egipcios. De esa forma, los hechos estaban simplemente “fuera de su control”.

Pero la realidad es esta: no hay ningún evento que está fuera de nuestro control. Sin embargo, nuestra naturaleza reactiva nos impide ver esa libertad y esa responsabilidad. De repente, somos desafiados a mirarnos en el espejo y a culparnos por el caos y las dificultades que nos ocurren.

Pero si podemos aceptar esa responsabilidad, podemos tener el poder de la libertad y el control sobre el cosmos en la palma de nuestra mano.

MÁS CÓDIGOS

Los ritos y rituales conectados con Pésaj son los cables a través de los cuales la corriente espiritual llega a nuestras vidas. Vamos a examinar la importancia espiritual interior que hay detrás de algunos de los conceptos más comunes de Pésaj.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *